Máster en Diseño y Desarrollo de Videojuegos

04-06-2019 - Eventos

Cómo sobrevivir a una Game Jam y no perecer en el intento

Sobrevivir a una Game Jam

Artículo escrito por Laura Blanco

Entre los días 16 y 19 de mayo se ha celebrado en el campus sur de la Universidad Politécnica de Madrid la V Edición de la Game Jam GamesUPM, ofrecida por el Máster de Diseño y Desarrollo de Videojuegos que se imparte en la escuela. En este artículo os voy a contar cómo superar una game jam sin perjudicar (demasiado) nuestra salud basándome en mi experiencia y errores de esta edición.

Pero primero, ¿qué es una game jam? El nombre me sonaba, pero no fue hasta que comencé el máster de Diseño y Desarrollo de Videojuegos cuando me informé de qué se trataba este tipo de evento. Una game jam consiste en desarrollar un videojuego en un periodo muy corto de tiempo, normalmente entre 24 y 48 horas. Duro de digerir, ¿verdad? Que no cunda el pánico todavía, aunque suene complicado hay “trucos” que vamos a ver a continuación.

Antes de la jam.

1. Autoevaluación.

Aunque es una experiencia divertida presentarse a una game jam no es moco de pavo, ya que te vas a ver en situaciones bastante críticas. Por eso te recomiendo que seas consciente antes de inscribirte, una jam es un evento para pasártelo bien, así que si no va a ser una experiencia gratificante es mejor que lo dejes para otra ocasión en la que te veas más preparado. Infórmate bien sobre las bases de la jam y sobre todo ten claro qué tipo de perfil tienes: programador, artista, diseñador, sonido...

2. Mimarse.

Durante la jam tu salud y tu horario de sueño probablemente se vayan a pique, así que es conveniente empezar con buen pie. Come bien, duerme y cuidate, te esperan unos días moviditos

3. Despedirte de tus familiares y amigos.

No hay que ser dramáticos, tampoco nos vamos a la guerra, pero es conveniente que la gente de tu alrededor sepa que durante la Jam vas a estar más estresado y menos disponible de lo habitual. Es mejor que estén avisados de la situación.
Equipos de alumnos de GamesUPMAlumnos del Máster GamesUPM participando en la V edición de la game jam

Fase de diseño.

En el caso de la game jam de Games UPM antes de ponernos manos a la obra se nos dio una charla de introducción en la que nos explicaron las normas y los horarios del evento. También se nos comunicó el tema sobre el cual debíamos desarrollar el juego, en este caso era “Respirar”. Aunque esta fase es más calmada es crítica, ya que de ella depende el desarrollo, todo el tiempo que le dediques al diseño te va a quitar problemas en la siguiente fase.

1. Formación del equipo.

Uno de los objetivos de una game jam es el de trabajar con gente nueva, lo cual es una experiencia enriquecedora. Sin embargo intenta tener alguna cara conocida en el equipo. Es importante también que el equipo sea variado en cuanto a perfiles, que haya un poco de todo: programadores, artistas, diseñadores…

2. Concepto.

Ten siempre presente que el juego lo tenéis que desarrollar en muy poco tiempo y no todas las ideas, por muy buenas que sean, sirven para una jam. Busca una mecánica sencilla que sepáis hacer y en base a ella construye el juego. Recuerda que es mejor algo simple bien hecho que algo complejo a la mitad. No seáis pretenciosos, siempre hay tiempo para añadir cosas.

3. Reparto de tareas.

Tenemos equipo y tenemos la idea, lo importante ahora es repartir las tareas en el equipo. Es muy importante que todos los miembros tengan una cantidad de tareas equitativa, para no desgastar demasiado a tus compañeros. Todos vais a depender de todos, así que poneros metas realistas que no vayan a provocar retrasos en el desarrollo por ser demasiado ambiciosas.
Games jam gamesupmParticipantes de la V edición de la game jam GamesUPM

Fase de desarrollo.

Comienza la fiesta de la toda jam: empezar el proyecto. En nuestro caso nuestra fase de diseño fue bastante corta, ya que nuestra idea era sencilla, realizable y al ser todo caras conocidas sabíamos cómo repartir las tareas. El mismo viernes en el que comenzó la jam pudimos empezar con nuestro desarrollo. Esta parte si te descuidas se puede convertir en un infierno, así que os voy a compartir pequeños trucos para que se os haga más llevadero:

1. ¡DUERME!

Si las Game Jam son famosas por algo es por lo poco que se duerme, lo peor que puedes hacer en este tipo de eventos es no dormir: aunque la primera noche sientas que has vencido al poderoso Morfeo a medida que avance el día siguiente tu energía se vendrá abajo. Terminarás con el horario cambiado, lo cual probablemente afecte al flujo de trabajo y a la dinámica del equipo. Si duermes un número razonable de horas (nunca menos de 6) trabajarás mejor, creedme, os lo dice una persona que durmió 8 horas… ¡entre los dos días! Otra cosa muy recomendable es que duermas en tu casa si es posible, aunque pierdas tiempo en desplazarte lo vas a agradecer, ya que si te quedas a pasar la noche en el evento puede que duermas, pero no descansas.

2. No te pases con la cafeína.

¿Qué va de la mano de no dormir? Exacto, la cafeína. No abuses de las bebidas energéticas y del café, ya que además de ponerte más hiperactivo que una ardilla probablemente te termine afectando a la salud. El beber estos productos hará que no eches de menos el agua y eso te pasará factura, ¡bebe agua! Aunque parezca una tontería es muy importante hidratarse para estar a tope. En vez de bebida energética o café opta por una alternativa menos drástica como el té: es más barato, menos agresivo y te mantendrá hidratado.

3. Hablemos de la comida.

Al igual que el beber agua, comer también es importante. Aunque la comida rápida es tentadora por su sabor y rapidez, su valor nutricional es bastante mediocre. Por eso te recomiendo que comas algo ligero. Otro acierto llevar snacks, como frutos secos, que además de estar muy ricos te van a dar la energía que necesitas.

4. Ten un arsenal “anti bajona” y haz descansos.

Después de tantas horas sentado frente al ordenador es muy probable que la nube negra de una bajona amenace vuestra motivación. Una cosa que agradecí mucho fue preparar una playlist con canciones motivadoras y descargar varios capítulos de series para verlos mientras desarrollábamos nuestro juego. Para evitar una crisis de ánimos es muy importante tomar descansos de 10 o 20 minutos cada cierto tiempo. Levántate y sal fuera a dar un paseo, tu cuerpo y tu mente lo van a agradecer. Después de un descanso vas a poder trabajar de manera más eficiente.

5. Ante todo compañerismo.

Aunque andes bajo mucha presión y estés muy nervioso debes entender que tus compañeros de equipo están igual. Todos vais a estar más irritables y sensibles debido al cansancio, así que sé considerado y motiva a tus compañeros. Aunque una jam no deja de ser una competición no merece la pena desgastar una amistad por un premio. También sé amable con el resto de grupos y si los ves en problemas intenta echarles un cable en lo que puedas, ellos seguramente harían lo mismo por ti.

6. Saber adaptarse.

La clave para sobrevivir a una game jam es el que como equipo tengáis la capacidad de adaptaros a las situaciones que os surjan. Si una mecánica no os sale como esperábais intentad reconstruir el juego con lo que tenéis. Recordad, en este caso vosotros no os adaptáis al juego, el juego se adapta a vosotros.

Presentando el juego.

Después de pasar por el pequeño infierno sólo una cosa os separará de vuestra cama: presentar el proyecto. Para ello te voy a dar algunos trucos:

1. No intentes engañar al jurado.

Mentir nunca es justificable y menos a un jurado que te va a valorar. El jurado está formado y sabe cómo se desarrolla un videojuego. Si te preguntan por algo responde con sinceridad, más vale una verdad triste a que te pillen mintiendo y quedes en ridículo.

2. Nunca te delates.

Mentir está mal, pero si el jurado no te pregunta por un aspecto del que no os sentís orgullosos no lo comentes. ¡No tires piedras sobre tu propio tejado!

3. ¡Lúcete!

Si estáis muy orgullosos de algo decídselo al jurado y comentadle el proceso que habéis seguido, ¡demostrad lo que sabéis!

Si al final de la jam os lleváis algún premio está genial, pero recordad que a veces la experiencia en sí a veces es más valiosa que una recompensa material. Tened en cuenta que muchas empresas valoran a la gente que ha participado en game jams, así que no se te olvide incluirlo en el currículum.

Dicho todo esto sólo me queda añadir que una game jam es como el viaje del héroe: antes de regresar a casa tienes que atravesar el abismo. Aunque no vayas a pasar un fin de semana relajante te aseguro que tendrás momentos inolvidables junto a tus compañeros y terminarás con un juego bastante resultón para enseñar a tus amigos. Espero que estos consejos te sirvan de mucha ayuda, ¡quién sabe, a lo mejor nos cruzamos en la siguiente jam!


13-06-2019 - Eventos

Seminario EMT Madrid Plataforma de Gamificación

EMT Madrid Plataforma de Gamificación

09-05-2019 - Eventos

V edición de la game jam GamesUPM

V edición de la game jam GamesUPM

12-04-2019 - Eventos

Seminario sobre el desarrollo del videojuego Massira

Seminario sobre el desarrollo del videojuego Massira
Top